SALUDO FUENTEPIÑELANO 1838

POR JUAN CUÉLLAR LÁZARO, CRONISTA OFICIAL DE FUENTEPIÑEL (SEGOVIA)

Los atardeceres nos siguen brindando espectáculos sobrecogedores, como en este caso en el que la minúscula silueta del tractor de Marcial Barrio de la Torre se recorta contra un sol que se agiganta a medida que avanza hacia su ocaso y nos produce la onírica sensación de que “…el cielo se deshace en rayos de oro…”, como versó nuestro eterno G.A. Becquer en su rima X ¡Buen día!

Sin Comentarios.

Responder

Mensaje