COLUNGA: CONCIERTO Y MASCARAES

POR JOSÉ ANTONIO FIDALGO SÁNCHEZ, CRONISTA OFICIAL DE COLUNGA (ASTURIAS)

Un servidor presentando el 2º Encuentro Coral y público asistente. / Foto Área de Cultura de Colunga.

2º Encuentro Coral y público asistente. / Foto Área de Cultura de Colunga

Fue ayer sábado, 30 de marzo, un día de ajetreo «multipresencial» en mis «obligaciones de cofrade y de cronista oficial de un concejo.

Una leve indisposición transitoria, felizmente superada, me impidió asistir en Villaviciosa al Gran Capítulo de la Cofradía de Amigos de les Fabes; entidad que el año pasado me concedió el Premio al Mérito Gastronómico y a la que admiro por su gran labor de propaganda y difusión en pro de uno de los «elementos diferenciales» de nuestra cocina asturiana.

A la tarde, ya en plenas condiciones «físicas y mentales» dediqué «mis desvelos» a Colunga. En uno de los actos, como «protagonista-colaborador»; en el otro, como entusiasta espectador.

Les cuento.

La Iglesia (templo) parroquial de la villa de Colunga fue el magnífico auditorio que acogió a un numerosísimo publico deseoso de emocionarse con el 2º ENCUENTRO CORAL DE LA COMARCA DE LA SIDRA. Un extraordinario concierto de cuatro grupos corales que tuve el honor y el gran placer de presentar.

Concierto diseñado y promocionado por la Federación de Coros de Asturias (FECORA) y por el Ayuntamiento colungués y la propia Comarca de la Sidra.

Cuatro masas corales, en una actuación perfecta, ofrecieron cada una un repertorio de cuatro canciones, todas interpretadas con superior maestría.

Se siguió este orden:

1.- CORAL «CAPILLA DE LA TORRE», de Villaviciosa, dirigida por don José Manuel Ovín de la Vega.

2.- CORO «ERRANTE COMARCA DE LA SIDRA», de Sariego, dirigido por don Miguel Quintana Aspra.

3.-SOCIEDAD CORAL «ALLEGRO», de Nava, dirigida por don José Vicente Ordóñez Noriega.

4.- CORO SAN ROQUE, de Lastres (Colunga), dirigido por don David Muñiz Olivar.

Decir que los aplausos que premiaban las actuaciones eran «fuertes, calurosos y prolongados» es contar una mentira.

Les aseguro que estas masas corales bien merecieron el recuerdo que les entregó FECORA y el Ayuntamiento Colungués. Un recuerdo que lleva en su materialidad la espiritualidad de un agradecimiento.

La «sardinera» con su mercancía en el barcal. / Foto de Tere Conlledo

Y después de lo serio a lo divertido. El CD Colunga fue el responsable organizador de la MASCARADA DE CARNAVAL Y DESFILE DE CARROZAS en la primavera del concejo. Unas 400 personas en desfile de disfraces, geniales y simpatiquísimos, y un buen número de carrozas dieron estampa y vida a una fiesta que, créanme, nunca conocí así en Colunga. ¡Increíble!

Vi estampas de vida pasada y alusiones a tiempos de hoy. Yo, que soy de viejas añoranzas, me reí y me emocioné con el disfraz «de sardinera de Llastres, con su vestido, pañuelo, mandil y barcal en la cabeza sobre un ruenu», que era la imagen viva de aquellas mujeres que como La Chucha, La Chatilla, La Caperucha… llegaban corriendo a la villa pregonando a voz en grito: «¡Sardinones! ¡Hala, que son de la carrera!».

Colunga, ayer, vivió dos emociones.

MUCHAS GRACIAS A QUIENES LAS HICIERON POSIBLES.

Sin Comentarios.

Responder

Mensaje