ERMITA DEL BUEN ACUERDO

POR PEPE MONTESERÍN, CRONISTA OFICIAL DE PRAVIA (ASTURIAS)

El río Mesa era un afluente del río Piedra que, después de atravesar por hoces aragonesas entre Calmarza, Jaraba e Ibdes, zona de buitres, árboles mil, balnearios y santuarios, los recorrí estos días, desemboca en el embalse de la Tranquera, donde también se aboca el Piedra después de airearse en bellas cascadas al pie del cisterciense Monasterio de Piedra y cerca de ruinas celtibéricas y romanas. Nuévalos es la población desde donde escribo este artículo, a la vista del susodicho embalse; no bien me acerco a él, entre cerezos y nogales, hago amistad con ranas, sapillos pintojos, tritones…, y cuando me doy un chapuzón salen a mi encuentro truchas, barbos, madrillas, carpas… Al rato, mientras en el ayuntamiento de Oviedo se resisten a ayuntarse nuestros semejantes, iré a la laguna de Gallocanta; en sus aguas, frente a la Ermita del Buen Acuerdo, pactan ánades, fochas, porrones, garzas, zarapitos, chorlitos…

Fuente: https://www.lne.es/

Sin Comentarios.

Responder

Mensaje