LA PARROQUIA DE SANTA BÁRBARA DE CASINOS RECIBE A SU NUEVO PÁRROCO

POR JOSÉ SALVADOR MURGUI, CRONISTA OFICIAL DE CASINOS (VALENCIA)

Acto de bienvenida del nuevo párroco.

Estaba previsto que el sábado día 21 de septiembre llegara a Casinos el nuevo Cura Párroco, Enrique Saiz Zamorano, que atenderá, las Parroquias de Casinos y Alcublas, así como Osset y La Pobleta.

El volteo de campanas anunció la llegada del nuevo párroco, que acompañado del Obispo Auxiliar de Valencia D. Arturo Ros, fueron recibidos a la puerta de la Iglesia por el Consejo de Pastoral de la Parroquia de Casinos y los más de diez sacerdotes que concelebraron la Eucaristía, así como los seminaristas que acolitaron esta entrañable ceremonia.

Tras besar el «Lignum Crucis», rociar con agua bendita a los fieles en el atrio, y con el canto del Himno de Santa Bárbara, Patrona de Casinos, hizo su entrada en el templo el nuevo Párroco, con el acompañamiento descrito, y cobijado por un caluroso aplauso de bienvenida, que le tributó en ese primer momento la feligresía de Casinos y los muchos familiares, amigos y feligreses de otras Parroquias que acompañaban al nuevo sacerdote.

El Sr. Obispo, presidió esta celebración, junto al Vicario Episcopal de la Vicaria V (Llíria, Requena, Ademuz) Ilmo. D. Agustín Alcayde Pardo, que tras leer el Acta de nombramiento, Enrique Saiz, con su mano sobre los Evangelios, juró las cargas del Ministerio parroquial en el Altar Mayor de la Iglesia.

Entre cantos y aplausos, el nuevo sacerdote recorrió la Iglesia, se acercó a la Pila Bautismal, el Confesonario, la Capilla del Santísimo, inició un volteo de campanas, y finalmente ocupó la Sede en el Presbiterio, momento que volvió a arrancar el aplauso de los feligreses.

El Sr. Obispo, tuvo palabras muy animosas para el nuevo sacerdote, y encomendó la gran tarea al pueblo de Casinos «de que tenemos que cuidar a D. Enrique, es muy joven y hay que ayudarle», tampoco faltaron las palabras donde recordó sus anteriores visitas a Casinos, a las fiestas patronales o cuando administró en diferentes ocasiones el Sacramento de la Confirmación a los jóvenes de la población, bordó sus palabras al referirse al gran aprecio que tenía a Casinos por sus dulces peladillas, que esperaba seguir gustando con la presencia del actual Párroco.

Fue una celebración muy entrañable, donde los Coros parroquiales interpretaron cantos para que todos pudieran participar, al final de la misma toma la palabra el protagonista y Sacerdote de Casinos, para dar las gracias a Dios, a todos los que lo acompañaban, y ponerse a disposición del pueblo, particularmente de los enfermos e impedidos, a los que deseaba visitar inmediatamente. Palabras que calaron en el corazón de los asistentes y que fueron rubricadas por un nuevo aplauso.

Por el Consejo de Pastoral Parroquial, José Comeche, explico la historia de la Parroquia y le dio la bienvenida a D. Enrique.

Esta solemne Eucaristía de inicio del ministerio pastoral, finalizó con el canto de los Gozos del Santísimo Cristo de la Paz, mientras Enrique Saiz subió al retablo a besar la imagen del Patrón de Casinos.

«Bendito el que viene en nombre del Señor», fueron las últimas palabras de bienvenida, Casinos, ha recibido al nuevo párroco, un sacerdote joven, con ilusión en su ministerio y con una brillante hoja de estudios. Casinos es un pueblo joven con historia, pero Casinos necesita un sacerdote joven, que atraiga, que sea vínculo de unión, que haga realidad la frase evangélica «que todos sean uno», y que dentro de la diversidad particular de cada persona consiga que todos rememos en la misma dirección.

Bienvenido D. Enrique a Casinos, esta Vd. en el pueblo más dulce del mundo, solo por eso, por ser dulces Casinos es un pueblo de corazón grande, ambicioso en sus proyectos, generoso con sus pastores y acogedor de sus visitantes. Siéntase a gusto con nosotros, y como nos dijo en sus palabras igual que las pronunció el Papa San Juan Pablo II, «no tengáis miedo». Los feligreses de la Parroquia Santa Bárbara de Casinos desde este primer momento estamos agradecidos con el Sr. Arzobispo Cardenal D. Antonio Cañizares, por el nombramiento hecho a su persona, como nuestro Párroco y esperamos que durante muchos años sea el Buen Pastor que necesita esta Parroquia.

Acabo con una estrofa de una poesía de los años sesenta:

«¡…pues en Casinos tenim a San Roc,

a Santa Bárbera del cel,

i un Cristo qu-es mel i arrop!»

Estos son nuestros patronos, queellos, nos acompañen siempre.

Fuente: https://www.elperiodicodeaqui.com/

Sin Comentarios.

Responder

Mensaje