BLANCA RIVA, REINA DEL ARROZ CON LECHE

EL SUYO FUE ELEGIDO EL MEJOR POR UN JURADO PRESIDIDO POR EL GASTRÓNOMO JOSÉ ANTONIO FIDALGO, CRONISTA OFICIAL DE COLUNGA (ASTURIAS)

Urbano Huerta es agasajado en presencia del padre Ángel. :: CITOULA

Urbano Huerta es agasajado en presencia del padre Ángel. :: CITOULA

Asistentes al certamen prueban los postres del concurso. :: J. P.

Asistentes al certamen prueban los postres del concurso. :: J. P.

La ganadora, Blanca Riva. :: J. P.

La ganadora, Blanca Riva. :: J. P.

Zaida Corrales, 'Gran Maestre'. :: P. C.

Zaida Corrales, ‘Gran Maestre’. :: P. C.

Blanca Riva, vecina de La Magdalena, en Villaviciosa, triunfó ayer en el XXV Festival del Arroz con Leche de Cabranes, al que se presentaron 113 postres. El suyo fue elegido el mejor por un jurado presidido por el gastrónomo José Antonio Fidalgo, cronista oficial de Colunga, y, al saberse ganadora, dijo sentirse muy contenta, ya que es asidua a este certamen, pero ésta es la primera vez que gana. El secreto de su receta, explicó, es tener «paciencia y revolver y revolver», proceso que puede llevarle hasta dos horas, pero que resulta clave para que su postre sea alabado por todos. Los primeros elogios le vienen de su propia familia, para quien lo elabora en los días de fiesta. Además del suyo, hubo trece galardones más en el festival, declarado Fiesta de Interés Turístico Regional, y en el que la empresa local de productos lácteos Santolaya C. B. repartió mil tarrinas de degustacion gratuita que, según apuntó el alcalde en funciones, Gerardo Fabián Llavona, «este año volaron más rápido que nunca».

La jornada comenzó con la apertura del Mercáu Tradicional de Artesanía y Productos Agroalimentarios, la misa en honor a San Francisco de Paula y la procesión. Después llegó el turno del pregón, que este año corrió a cargo del padre Ángel, presidente y fundador de Mensajeros de la Paz y de la Asociación Edad Dorada, que gestiona la residencia de mayores de Cabranes. Fue un discurso lleno de reconocimiento a los pueblos y sus costumbres y, sobre todo, a sus gentes, en especial, a los mayores. «Sois el alma y la vida. El alma, porque de vosotros hemos heredado la espiritualidad y la fe, y la vida, porque es vuestra sangre la que corre hoy por las venas más jóvenes», les dijo.

Tras darles las gracias por el «cariño, la educación, la paciencia y los mimos», también les agradeció su «arroz con leche». «Es una de las pocas cosas que disfruto en la mesa. Me encanta el de verdad. Siempre que veo en una carta arroz con leche y pregunto si es bueno, me dicen que sí, que es casero y yo lo pido con ilusión y luego no vale ná», señaló despertando sonrisas.

El sacerdote también estuvo presente en el homenaje a los abuelos del concejo. Asistió Urbano Huerta, de Carabañu, de 96 años, pero María Purificación Maujo, de El Pandu y de 99, no pudo hacerlo. Después se dirigió a la residencia de mayores, que dijo está casi llena, con sólo «dos plazas libres» de las 16 que tiene. En la entrega de premios, fue distinguida como ‘Gran Maestre’ del arroz con leche Zaida Corrales, de 89 años, ganadora cuatro veces del festival gastronómico.

Fuente: http://www.elcomercio.es/ – E. Rodríguez – Santolaya

Sin Comentarios.

Responder

Mensaje