IN MEMÓRIAM

POR LEOCADIO REDONDO ESPINA, CRONISTA OFICIAL DE NAVA (ASTURIAS)

Se nos fue Joaquín

De manera inesperada se nos fue Joaquín, el amigo estimado, el hombre cabal, discreto e inteligente. Amañosu y perfeccionista, era partidario de hacer siempre las cosas lo mejor posible, y puso esa idea en práctica lo mismo cuando trabajó en la mina, que cuando se dedicó a la agricultura y a la ganadería, para terminar mostrando todo su saber hacer en la huertina del Moneyu, en cuya atención y cuidado tanta ilusión ponía.

Nacido en El Remediu hace 86 años, Joaquín Vega Redondo se casó en Grátila (Nava) con Jovita González Canteli, con la que tuvo dos hijos, Margarita y Joaquín, y allí vivió hasta que, en los últimos tiempos, el matrimonio pasó a residir en la villa naveta.

Joaquín era tan cuidadoso en el aspecto indumentario como en el trato, circunstancias ambas que quedaban patentes en sus paseos por la villa, desde su casa hasta el Hogar del Jubilado, o viceversa, apoyado en su bastón, y generalmente acompañado de otros parroquianos. Siempre con una sonrisa comedida en el semblante, conciliador, indulgente con las salidas de tono, sereno, equilibrado, de la conversación de Joaquín parecía desprenderse una sensación de sabio escepticismo, cuando, con su voz suave, apuntaba con cuidado una opinión o un parecer sobre cualquier asunto. Porque Joaquín, que era la prudencia hecha persona, tenía, al mismo tiempo, una finísima agudeza y una clara inteligencia a la hora de discernir y profundizar sobre las cosas de este mundo. Por todo eso, con independencia de mi estima personal, clara y rotunda, Joaquín constituía para mí un referente, un modelo de paisano en el que podía mirarme para aprender, aprender siempre.

En consecuencia, amigo Joaquín, tu marcha me llena de tristeza, pero, además, me empequeñece en el plano personal, por no poder contar desde ahora con tu trato sabio y con tu valiosa amistad. Somos finitos; lo sé bien, pero saberlo no me quita la amargura de la pérdida. Joaquín, amigo, descansa en paz.

(Publicado en La Nueva España. Lunes, 28 de octubre 2019, página 9)

Sin Comentarios.

Responder

Mensaje