SALUDO FUENTEPIÑELANO 2161

POR JUAN CUÉLLAR LÁZARO, CRONISTA OFICIAL DE FUENTEPIÑEL (SEGOVIA)

Tras la vorágine de la marcha fiestera ibicenca para recibir al año nuevo, el día después el pueblo vuelve a la calma y las almas se serenan en el silencio gélido propio de las largas noches de invierno. ¡Feliz descanso! ¡Y buen día!

Sin Comentarios.

Responder

Mensaje