EL JUEZ «SUPERGARZÓN» EN ULEA

POR JOAQUÍN CARRILLO ESPINOSA- CRONISTA OFICIAL DE ULEA (MURCIA)

Baltasar Garzón.

El más famoso y controvertido Magistrado que pisa la entrañable piel de toro de nuestra siempre diferente España, de visita en Ulea.

Se le ha llamado de todo, o casi todo: perseverante, constante, introvertido, recto, ególatra, culé. antifelipista, íntegro, vengativo. Sin embargo, en este pasado fin de semana , alojado en casa de sus amigos uleanos Pepe y Beatriz, ha demostrado los dotes de ubicuidad del Magistrado Baltasar Garzón; cualidad que solo se creía reservada en exclusiva a los moradores del Olimpo.

Estas vicisitudes son las que pueden explicarse que los 1040 habitantes de Ulea, juren y perjuren haber visto y saludado al Juez Garzón, por las calles de Ulea. Todos afirman haberle saludado, hablado y fotografiado con él, en estas vacaciones de fin de semana, en Ulea.

En un reportaje de Ricardo Fernández, en el diario «La Verdad de Murcia», del día 13 de marzo de 1995 en el que cita al pastor uleano José que aunque pastorea 95 ovejas, con la ayuda de su perra «Luz», se jacta de haber visto y saludado en su pueblo natal, Ulea, a tan distinguido huésped.

Todos dicen haberlo visto, cuando estaba en «la cafetería del Pensionista», jugando al dominó, el sábado por la tarde. Todos se asombraban diciendo: «lo que se le parece al Juez; ese que sale tanto en la televisión». Unos presumen de haberle visto, otros de haber estado charlando con el, otros solo le miraban, otros que se habían tomado un cafetito con el. Los menos, pero más osados, se hicieron unas fotos con el Juez y le preguntaron si iban a salir en el periódico.

El arrendatario de la cafetería de los pensionistas Emilio Yepes, confirmó con posterioridad que José, el pastor, no iba de farol y que el Súper Juez, se pasó cuatro horas machacando las fichas de dominó, jugando en primer lugar contra «el López» y su primo Jesús Marín «el ratones», llevando como compañero a José Ramírez «El canela».

Una segunda partida la jugaron Pepe Oliva, su secretario, casado con la uleana Beatriz Palazón, Lorezo Macario y Antonio Salinas «El hornero», echaron fichas junto al Magistrado Baltasar Garzón. En el sorteo, al Juez le tocó en suerte, como compañero, Antonio «El hornero» y este, saltaba de júbilo alborozado por haber tenido el privilegio de jugar al dominó teniendo como compañero de partida al tan ilustre visitante. Pepe Oliva y Lorenzo Macario formaban la otra pareja. Emilio Yepes y sus hijos, tuvieron que poner orden, ya se que arremolinaban en la mesa de los jugadores, para verlos desde mas cerca. Unos decían que si jugaba regular, otros que bien y, los más entendidos, que jugaba mejor que los demás. Durante mucho tiempo, Antonio Salinas «El hornero» presumía de haber ganado las dos partidas que jugaron, teniendo como compañero a Baltasar Garzón. El hornero no hacía nada más que presumir e, incluso, le preparó en el horno, unas patatas asadas en llanda, para cenar.

Alguien, un poco atrevido, le intentó sacar algún comentario sobre Vera y sus secuaces y, el Juez les fulminó con una mirada y el silencio, a la vez que su secretario Pepe Oliva, les hizo una señal para que no hicieran alusión a dicho problema, diciendo: El Juez ha venido a Ulea a pasarlo bien y se aloja en nuestra casa de la calle Preciados.

Ya, en el día de ayer, se informó de que el Magistrado Baltasar Garzón, protagonista de excepción de la vida política y judicial española, desde la reapertura del sumario del caso Segundo Marey, perpetrado por los G.A.L, vendría, tras dar una conferencia en la sede de la C.A.M. de Alicante a Ulea, con su mujer y unos amigos a descansar, a casa de su secretario Pepe Oliva y Beatriz Palazón, durante todo el fin de semana.

El «Súper Juez» de la Audiencia Nacional y responsable del encarcelamiento, por su implicación en el caso de «los G.A.L», de los ex-secretarios de Estado para la Seguridad, el ex dirigente socialista Rafael Vera y Julián Sancristóbal, así como el ex dirigente socialista Ricardo García Damborenea, se trasladó con su sequito, el viernes por la tarde-noche, a Ulea, tras dar una conferencia sobre «La delincuencia organizada».

La última noche que pasó el Juez Baltasar Garzón, en Ulea, en casa de sus amigos Pepe y Beatriz, presenció el partido de fútbol entre el Real Madrid y el Barcelona, confesando que se siente un forofo «culé».

La presencia del Súper Magistrado en Ulea originó un gran revuelo entre los vecinos y, algunos de ellos le consiguieron saludar y, los más audaces, se vieron privilegiados con las históricas firmas de autógrafos, a las puertas de la casa de sus amigos Pepe y Beatriz, en la calle Preciados de Ulea.

Sin Comentarios.

Responder

Mensaje