CASINOS DE 1922 A 1952. DEL DR. SANCHIS Y SIVERA A EVA DUARTE DE PERÓN • SEGÚN INDICACIONES DE LÁZARO FLORO SABEMOS QUE: «SU OBRA CUMBRE ES LA CATEDRAL DE VALENCIA (1909)

POR JOSÉ SALVADOR MURGUI, CRONISTA OFICIAL DE CASINOS (VALENCIA)

Don José Sanchis y Sivera, nació en Valencia el 5 de enero 1867 y murió el 21de mayo 1937, y el biógrafo Lázaro Floro lo califica como «Canónigo e historiador.» Según indicaciones de Lázaro Floro sabemos que: «Su obra cumbre es La Catedral de Valencia (1909), verdadera guía histórica y artística durante muchos años. Dedicó un gran esfuerzo investigador sobre esta diócesis: La iglesia parroquial de Santo Tomás de Valencia (1914) y La casa natalicia de San Vicente Ferrer son algunos de sus títulos. Fueron importantísimas, además, otras dos obras: La diócesis valentina. Estudios históricos (1920) y su Nomenclátor geográfico-eclesiástico de los pueblos de la Diócesis de Valencia (1922).» Tiene otras obras que nacen con el fruto de sus viajes y los títulos son: » De Valencia a Cádiz (1901), Dos meses en Italia (1902), Dos días en Lourdes, Excursión a la Cueva Santa (1903), Una visita al Gran San Bernardo (1905), De Alemania, notas de viajes (1906), Una excursión a Mallorca y El país de los faraones (1914).»

En 1922 publica el «Nomenclátor geográfico eclesiástico de los pueblos de la diócesis de Valencia:con los nombres antiguos y modernos de los que existen o han existido, notas históricas y estadísticas, relación de castillos, pobladores, objetos de arte notables, restos arqueológicos, festividades, cofradías, etc., etc. Cuando habla de Casinos dice:

«Casinos.- Villa de 3.000 habitantes, del arciprestazgo de Villar del Arzobispo, con curato de ascenso de segunda, que a mediados del siglo XVIII no era más que un conjunto de masías diseminadas en un llano conocido como el Campo de Liria, pero que debido, sin duda, al descubrimiento de aguas por un sacerdote de Liria, llamado Mosén

Juan Murgui, que construyo un pozo, fue aumentando el vecindario hasta constituir hoy una población rica y saneada. Parece que los prelados de Valencia, que tenían y tienen aún palacio en Villar, pasaban temporadas en Casinos, y que la capilla donde celebraban la Misa fue convertida en templo para aquel diseminado vecindario, erigiéndolo en parroquia el Arzobispo Fabián y Fuero en 1778. Aún se conserva una casa que se llama del Cabildo, en la plaza de ese nombre, porque en ella se hospedaban los canónigos que acompañaban al prelado. Dicha iglesia está dedicada a Santa Bárbara, y en ella se venera el Cristo de la Paz, imagen procedente de la Cartuja de Portaceli, a la que se tiene gran devoción, y se le cantan unos gozos propios en castellano, que compuso el presbítero D. José Muñoz. Se celebran fiestas a dicho Cristo y santa Bárbara los días 4 y 5 de diciembre. Cuenta con una ermita en honor a San Roque, y oratorios públicos en las Masías del Espinar, Juez, Serveret y del Carril. Existen las Cofradías del Santísimo Cristo de la Paz, de la Inmaculada Concepción, del Corazón de Jesús y las Terceras Ordenes del Carmen y San Francisco. (Pág. 180)

En tiempos antiquísimos estuvieron habitados estuvieron habitados estos sitios, como lo demuestra el hallazgo de restos romanos junto con algunas monedas ibéricas, en 1916. En las partidas del término en Torre Seca, se han hallado también monedas ibéricas y en la partida de la Leña, gran abundancia de cerámica sencilla y pintada, y otros restos arqueológicos y monedas romanas. (Pág. 181).» Esta crónica informativa, podía quedar aquí sin añadir nada más.

Fruto de la investigación encuentro una olvidada hoja del periódico Levante, del día 31 de diciembre de 1952, en la que se publicaba la siguiente noticia: «Doña Eva de Perón, Hermana Mayor de la Cofradía del Santísimo Cristo de la Paz. Se entrega al Cónsul de Argentina el Pergamino con su nombramiento.» No deja de ser curioso que el Dr. Sanchis y Sivera en 1922 explicara la historia de Casinos y de sus patronos, y que treinta años después se produjera este nombramiento. Esta acción, según refiere la prensa es porque «un argentino Don Héctor Bravo, muy ligado a Valencia, por lazos afectivos y un valenciano que reside en la Argentina, Don José Muñoz, nacido en Casinos, han organizado en este pueblo varios actos religiosos por el eterno descanso de Doña Eva Duarte de Perón, actos que han terminado con el nombramiento de la Hermana Mayor de la Cofradía del Santísimo Cristo de la Paz. Le regalaron un artístico y bellísimo pergamino que firmó el Párroco de Casinos Silvestre Adolfo Sales Yuste el 19 de octubre de 1952.»

Concluye la noticia informando: «El Párroco Sr. Sales se ha personado en Valencia para visitar al Cónsul General de la Argentina, D, Francisco Minieri, y hacerle entrega del pergamino. El Sr. Minieri dijo unas palabras de agradecimiento y expresó sus mejores votos de prosperidad del pueblo de Casinos, que tan gran afecto muestra por su país.»

Es una noticia de la época, olvidada pero cargada de sentimiento, una ocurrencia atrevida. ¿Quién iba a pensar que una mujer en aquella época fuera hermana mayor de una cofradía que estaba integrada mayoritariamente por hombres, y de un pequeño pueblo de la provincia de Valencia… pero los casinenses somos así, no sé si el pergamino llegó a Argentina, quedó en el Consulado… o donde quedaría guardado, lo cierto es que en Casinos a los pies del Santísimo Cristo de la Paz, se hizo presente Argentina, y quien sabe, si nuestros patronos el día de hoy, serán venerados en Argentina.

Uno estos dos momentos, quedando una pregunta en el aire ¿Qué fue de aquel nombramiento? Sea la respuesta que fuere, seguramente en el corazón de aquel Casinense que lo hizo posible, siempre estuvo el amor por nuestros patronos, el amor por Casinos y cada 4 – 5 de diciembre, en aquella tierra donde en cada esquina nace el tango, las mejillas de su cara estarían surcadas por dulces lágrimas llenas de nostalgia recordando a su querido Casinos.

Fuente: https://www.elperiodicodeaqui.com/

Sin Comentarios.

Responder

Mensaje