CASINOS Y LA COMISIÓN DE FIESTAS 1975-1977

POR JOSÉ SALVADOR MURGUI. CRONISTA OFICIAL DE CASINOS (VALENCIA)

Primera Cabalgata en 1975. / Archivo JSMS.

Una de las novedades de estos años, fue el nacimiento en 1975 de la Comisión de fiestas de Casinos. Esos años no hubo libro de fiestas se editó un tríptico para dejar constancia de nuestras fiestas patronales.

«Programa de las fiestas patronales 1975, que en honor de Santa Bárbara y el Santísimo Cristo de la Paz, se celebran del 9 al 19 de agosto patrocinadas por el Muy Ilustre Ayuntamiento de la población, con la participación de la Cofradía del Santísimo Cristo de la Paz, la Hermandad Sindical de Labradores y Ganaderos, Sociedad Unión Musical Casinense y Cooperativas de la localidad.»

Las fiestas empezaban el día 9 de agosto sábado y finalizaron el martes día 19, celebrando la festividad de San Isidro Labrador. Hay varias novedades en el programa de ese año, y es que la Presentación de las Reinas Musicales, se celebra el día 9 de agosto, por el motivo de que no hay musicales entrantes, solo es la despedida de las Reinas Musicales y Cortes de Honor que se presentaron en 1974. Por tanto hasta el 14 de agosto de 1976, no se vuelven a coronar Reinas Musicales y Cortes de honor.

Otra de las novedades es que el día 15 de agosto a las 20 horas, el programa anuncia: «Grandiosa cabalgata por las principales calles de la población amenizada por la Banda de Música de la localidad», esta es la primera cabalgata de Casinos que se celebra en el marco de las fiestas patronales. Se puede decir que fue el arranque de la Cabalgata que hoy disfrutamos el primer domingo de fiestas. Al año siguiente en 1976, la esperada cabalgata fue el día 22 de agosto domingo, como fin de fiestas, y en 1977 la cabalgata desfiló por las calles de Casinos el día 15 de agosto. Es una fecha importante que marca una de las tradiciones más arraigadas en Casinos.

Programa de las Fiestas Patronales de Casinos de 1977. / Archivo JSMS.

Los Kasins, ese año actuaron, los días 11, 13 y 18 de agosto, siendo la actuación en la pista de baloncesto del Campo de Deportes. Los días 14 y 16 de agosto, «en las instalaciones del Campo de Deportes, velada de variedades arrevistadas.»

El día 10 de agosto, se celebró un Festival de Bandas con la participación de las Laureadas Bandas de Música de Bétera, Pedralba, Ribarroja y Casinos, ésta dirigida por Don Amador Martínez Faubel. No faltaron los pasacalles de estas bandas por las calles y plazas de Casinos.

Otras actuaciones fueron según indica el programa: El día 14 de agosto en los alrededores de la población, organizado por la Delegación de Educación física y deportes competiciones de ciclismo para las categorías de Alevines, Infantiles y Cadetes; el día 15 concurso de Tiro al Plato organizado por Delegación Local de Deportes y la Sociedad Local de Cazadores; el día 16 a las 5 de la tarde en el Campo de Deportes competiciones de atletismo para las categorías de Alevines, Infantiles y Cadetes organizado por Delegación Local de Deportes. El 17 de agosto a las 19 horas «Final del Torneo de fútbol».

El 18 de agosto a la 1 de la madrugada «Corda», a cargo de la afamada pirotecnia, Viuda de Daniel Greses, y a continuación baile popular por el conjunto «Los Kasins», las fiestas acabaron el 19 de agosto y como novedad ese año el tradicional Sorteo «En pro del ahorro» organizado por la Caja Rural de Casinos, se realizó después del pasacalle de ese día, en las instalaciones de la Bodega Cooperativa, finalizado el sorteo se ofreció un vino de honor a las Autoridades y todos los socios. Como Final de fiestas a las 12,30 horas se disparó un Castillo de fuegos artificiales a cargo del pirotécnico Viuda de Daniel Greses.

Colaborando con el programa de festejos y completando los actos a realizar durante los mismos, la Empresa de Cine Moderno, ha organizado una programación «especial» cuyos títulos y horarios se hacen públicos: Día 10 domingo, a las 10,45 «El Padrino»; Día 15 viernes, a las 6 tarde y 11 noche, «Chacal»; Día 17 domingo, a las 11 noche «No es nada mama… solo un juego»; Día 18 lunes a las 11 noche: «Aventuras y desventuras de un italiano emigrado»; y el día 19 martes a las 10,45 noche, se proyectará «Amigos hasta la muerte».

Otro detalle importante es que en el programa, la programación taurina prácticamente no se anunciaba, era muy delicado el tema de permisos, en aquella época no había seguros… tenían que estar los sanitaros del pueblo muy pendientes… Aquel año, se habilitó un recinto taurino en la Calle de San Fernando, donde se prepararon los corrales para el ganado, y el coso taurino estaba formado por los remolques de nuestros agricultores, que con bidones de agua, palos de madera y fuertes cuerdas y alambres para entrelazarlo todo, formar esa gran plaza para disfrute de los amantes del arte de Cúchares. La alusión a este evento fue: «Día 11 de agosto lunes: A las 7 horas y en el recinto acondicionado al efecto exhibición del ganado vacuno. Día 12 martes: A las 7 horas y en el recinto acondicionado al efecto espectáculo taurino en el que será sacrificada una res por un afamado novillero.»

Los anuncios que patrocinaron el programa de fiestas los tres años fueron: Cooperativa y caja Rural Santa Bárbara Casinos, y Materiales de Construcción Miguel Espinosa.

En el año 1976, las fiestas fueron del día 14 al 22 de agosto. Empezando las fiestas con la Presentación de las Musicales; el día 15 por la mañana «Tradicional recolecta pro-nuevo instrumental», a las 19 horas, misa a Santa Cecilia, con ofrenda de ramos a la Virgen por las Señoritas Musicales. El día 19 a las 18 h. tradicional sorteo de la Caja Rural, finalizado el acto se entregaran los Trofeos de la II semana deportiva. Los días 20 y 21 a las 19 horas exhibición del ganado vacuno. El cine Moderno, nos ofreció el día 15 por la noche «El Furor del dragón», el martes 17 «ya se anunciará», frase muy socorrida en los programas de fiestas; El día 18 miércoles «La Loba y la Paloma» por Carmen Sevilla, y el domingo 22, tarde y noche «Una inglesa romántica».

En el año 1977, las fiestas fueron del día 13 al 21 de agosto. El día 15 velada de Variedades arrevistadas, el día 16 actuación del Conjunto «Los Dardos», los días 17 baile de disfraces y el día 18 amenizado por los «Kasins», el día 19 «Piedras azules», el 20 «Nueva Generación» y el día 21 fin de fiestas con los «Kasins».

Las misas de Santa Bárbara y el Stmo. Cristo de la Paz, eran cantadas por el Coro de Casinos, y acompañadas por la música de los Kasins, una de las canciones favoritas que cantó el solista José Vidal fue «La montaña» de Roberto Carlos: «…Voy a seguir, una luz en lo alto, voy a oír, una voz que me llama voy a subir, la montaña y estar aún más cerca de Dios y rezar. Voy a gritar, y este mundo me oirá y me seguirá. Todo este camino me ayudará, a mostrar como es este grito de amor y de fe… Por eso digo, Te agradezco Señor por las estrellas. Te agradezco Señor, por la sonrisa. Te agradezco Señor, nuevamente agradezco Señor…»

Firmaron los tres años el programa el Señor Alcalde: Juan Narbona, El Señor Concejal Delegado de deportes –Presidente de la Comisión: Rafael Pomer, y el Secretario del Ayuntamiento Elías García, aprobados todos por el Ayuntamiento en Pleno en junio de 1975, 1976 y 1977.

Tres años diferentes en las fiestas, nueva forma de concebir los horarios, nuevos modelos de fiestas, y nueva combinación de mantener «lo tradicional» con el reto de adaptarse a una nueva época. Es además de bonito, al menos para mí, recordar aquellos años de estudiante donde nos faltaban las horas para acudir a todo. No se cómo podíamos ir a las 4 o las 5 de la tarde por el mundo y por las calles de Casinos, para no perdernos nada.

Recuerdo que un año antes de los toros organizábamos las cucañas, los niños con los ojos vendados, tenían que romper con un garrote las macetas de terracota, colgadas de un ramal que movíamos arriba y abajo, llenas de regalitos infantiles mezclados con serrín, incluso gastábamos la broma de llenar alguna de agua… que cuando se rompía, mojaba a los participantes… (teníamos cascos de albañiles para la prevención de riesgos), o las carreras de sacos, o una jofaina con monedas para sumergir la cabeza y sacar la moneda… y correr por la arena, con cucharas en la boca sujetando un huevo… Todo son recuerdos de hace muchos años.

Con el tiempo quedó cerrado aquel corral de la Calle San Fernando (Tránsitos) , la pista de baloncesto que tantas noches de baile soportó sobre su piso, enmudeció de tal forma que ya no queda prácticamente ni rastro. Aquella cantina donde el alcohol que se consumía era a granel, y para estar más cómodos sirviendo al respetable público, había que poner en el piso «palets» de obra, también quedó silenciosa contemplando el paso del tiempo. De aquellos protagonistas de las fiestas quedan la reminiscencia en la mente, pero lo que sigue presente es la voluntad de desarrollar, de mejorar y de recoger aquellas ideas que se plantaron en aquel trienio.

Una Comisión de fiestas integradora, con hombres de todas las Entidades, El Alcalde, el Señor Cura Don Ramón, los Presidentes de todas las Entidades locales, algunos miembros de las Juntas Directivas… representantes de la juventud del pueblo… el papel no es tan extenso, no puede expresar la carga sentimental de lo vivido en aquellos años donde la fiesta empezaba a las tres de la madrugada.

Hoy lo miro desde el prisma de la nostalgia. Acabo contando un detalle, en 1977 tuve que acompañar a Valencia, a Silverio Gómez, Presidente de la Hermandad, el tío Silverio, fuimos a preparar las fiestas, eran los primeros días de agosto: comprar las banderitas, los plásticos para la cabalgata, y a media tarde nos esperaba Pepe Gómez, en una «escaleta» en la Calle Ribera de Valencia, que era el representante de espectáculos y teníamos que contratar las fiestas de ese año, el presupuesto para Orquestas, Variedades, teatros y demás era de un millón de pesetas… y Silverio añadió, «que las bailarinas, vengan fresquitas, desnudas del todo no…» Eran los años del «destape».

Casinos en Fiestas, Casinos en el recuerdo… ¡así empezó la Cabalgata!

Fuente: https://www.elperiodicodeaqui.com/

Sin Comentarios.

Responder

Mensaje