LA BASÍLICA DESDE LA CALLE FRANCISCO CANDELA

POR GONZALO MARTÍNEZ ESPAÑOL, CRONISTA OFICIAL DE ASPE (ALICANTE)

Una de las vistas más bonitas que podemos apreciar en nuestro pueblo es la imagen que ofrece la Basílica desde la calle Francisco Candela, tradicionalmente conocida como calle Mayor. En tiempos pasados, la zona más elevada de la calle tenía emplazado el portal de Orihuela, que cerraba la entrada al pueblo en momentos de urgencias, dando inicio al camino que partía hacia Orihuela y otros lugares.

En la parte inferior de la calle se enclavaba la entrada al mesón de la villa, situado en torno a la Plaza Mayor, donde hoy se levanta el Ayuntamiento Nuevo.

La Corporación decidió modificar el nombre de la vía en un pleno municipal celebrado el 18 de marzo de 1930, designándola calle Francisco Candela Pastor (1847-1928), en memoria del médico Candela, doctor en medicina general muy apreciado en el pueblo, que se desvivía por sus enfermos. Fue una persona de gran corazón e infundido por una enorme caridad, dejaba dinero debajo de la almohada de los enfermos necesitados para alimentos y medicinas, sin que fuera advertido.

La calle Mayor comenzó a experimentar algunas modificaciones urbanísticas a finales de la década de los 60, como consecuencia de la inexistencia de un plan de protección del casco histórico.

Se derribaron varias casas, construyéndose nuevas viviendas que variaron la alineación respecto al eje de la calle, y se modificó el volumen y la altura de algunos edificios. En 1985, el Ayuntamiento aprobó un catálogo municipal de conjuntos y edificios protegibles que dotó de distintos grados de protección a las viviendas comprendidas en el área del casco histórico, y que ha permitido conservar parte de nuestra esencia tradicional de pueblo.

Sin Comentarios.

Responder

Mensaje