LA PRIMERA REPÚBLICA ESPAÑOLA EN FRAILES (1873-1874)

POR MARÍA TERESA MURCIA CANO. CRONISTA OFICIAL DE FRAILES (JAÉN)

David Garrido, Alcalde de Frailes

El 11 de febrero de 1873 se da lectura al mensaje de Amadeo de Saboya al Congreso de los Diputados, en el que comunica su renuncia a la Corona de España. El nuevo régimen nacía en la ilegalidad. Si bien la Constitución de 1869 continuó formalmente vigente, lo cierto es que resultó reiteradamente infringida debido a que era difícil adaptar un texto pensado para una Monarquía a una República, caracterizada además por la desunión e inestabilidad políticas.

Presidía el ayuntamiento de Frailes David Garrido Serrano, que había sido nombrado alcalde el 1 de febrero de 1872. Monárquico convencido pretendía modernizar la localidad llevando a efecto una serie de obras públicas para mejorar las condiciones de vida de sus convecinos. En sesión plenaria de 13 de febrero de 1873 podemos leer: Manifiesto del señor gobernador civil de esta provincia con fecha de ayer y habiéndose leído con presencia de un número considerable de mayores contribuyentes visto que no solo el señor gobernador sino el que también el Senado y el Congreso recibido en asamblea soberana, han proclamado la República de unánime conformidad, el Ayuntamiento pleno acordó proclamarla también es esta Villa …1

En Frailes la noticia de la proclamación de la República es bien recibida, en particular por el Comité Republicano, cuyos miembros más activos eran Francisco Serrano y Antonio Mudarra. La celebración de la proclama se plantea como un acto festivo, manifestándose por las calles con la bandera republicana2; pero sobre todo querían tener protagonismo en las decisiones políticas del Ayuntamiento. Para ello no querían que se marcharan las autoridades que habían sido elegidas poco antes, sino que entrasen a formar parte del Ayuntamiento nuevos concejales, un total de 10 nuevos individuos asociados al cuerpo municipal3.

Y así fue, la corporación existente vio con buenos ojos el que se asociasen nuevos miembros a ella, ya que el fin era el mismo el bien común. Eso sí, se pedía controlar en la medida de lo posible a la gente con el fin de que no se produjesen algarabías en las calles.

Vecinos de Frailes

A los pocos días de proclamada la República, el 26 de febrero de 1873, es informado el Ayuntamiento de que los vecinos se niegan a pagar el impuesto de Consumos. Pero ya el mismo día en que se proclamó la República grupos de vecinos habían amenazado al cobrador del fielato de consumos4 y producido algunos destrozos.

Una de las prioridades del nuevo Ayuntamiento y sin duda en la que más interés puso fue en la creación de un cuerpo de Voluntarios de la República con el fin de estabilizar la situación política y combatir el acechante peligro de las partidas carlistas. Cada entidad municipal en la vorágine de acontecimientos en que se sumía la construcción del edificio republicano, tenía una amplia autonomía para organizar esta fuerza armada. Así en las actas municipales de Frailes queda registrada la tercera Guerra Carlista, pues el Gobierno Municipal, ante la noticia de partidas carlista en los municipios limítrofes de Moclín y Valdepeñas, crea patrullas a fin de guardar tanto el casco urbano como el campo, de manera particular por las noches.

Tras la huida el primer presidente de la república se hace cargo de la presidencia Francisco Pí y Margall (11 de junio- 18 de julio de 1873), que fuera ministro de la gobernación con Figueras. Lo hizo con un amplio programa de reformas políticas y sociales que no pudo llevar a cabo, pues sólo se mantuvo durante algo más de un mes, acosado por la rebelión cantonalista (que nacía de una lectura radical del ideal federalista) y por la división entre las filas republicanas: a la tradicional oposición entre socialistas e individualistas se unía la ruptura entre unionistas y federalistas, y la propia división de los federalistas entre moderados y radicales.

No eran tiempos tranquilos, y se tradujeron en un combate entre republicanos y monárquicos por el control del Ayuntamiento. En Frailes estos sucesos de vértigo tuvieron su repercusión, el 11 de junio de 1873 se presentaron en el Ayuntamiento miembros radicales del partido republicano que habían tomado el poder, exigiendo la dimisión del alcalde y demás regidores. Podemos leer en el Acta como en la reunión del Ayuntamiento se presentó Fernando Serrano Jiménez, presidente del Comité Republicano y los individuos del Comité tales como Ildefonso Ibáñez, Juan Baeza Zafra, Antonio Sánchez Serrano, Francisco Garrido Zafra, José Virginio Mudarra, Federico Pérez Peralta, Rafael Valverde y José López Ibañez ; los cuales dijeron que era preciso, como Comité republicano, apoderarse de la jurisdicción municipal y que quedara destituido el Ayuntamiento actual.

Se propuso como nuevo alcalde a Fernando Serrano Jiménez. Trece días más tarde será el propio Gobernador Civil, Enrique Ribera, el que se vea obligado a intervenir para poner orden, en reunión con los sublevados y el ayuntamiento legítimo. …para dirimir de manera amistosa y pacífica las diferencias surgidas con motivo de la formación de la mencionada Junta, se dio principio al acto y las partes manifestaron estar en desacuerdo, toda vez que ante el gobernador se dijo que como medida de transición, se pusieron a cuatro republicanos como concejales en el Ayuntamiento, dos de los cuales como tenientes de alcaldes, los otros como regidores. Eso no era lo pactado, pues se trataba de que los cuatro republicanos entraran como concejales.

El 20 de junio se nombra un nuevo alcalde esta vez se trata de Ildefonso Ibáñez, que nombra a nuevos regidores todos republicanos. Y en cuatro días el 24 de junio en reunión conjunta entre los republicanos y los monárquicos que componían el Ayuntamiento elegido antes de la república, junto con el Gobernador Civil, don Enrique Ribera, a fin de poner orden en las disputas surgidas en el Cabildo frailero, por el pacto entre ambas formaciones republicana y monárquica, tras pactar que cuatro nuevos regidores entren a formar parte del Ayuntamiento. El problema surge cuando lo que pretendían los republicanos era que dos fuesen tenientes de alcalde. El delegado del Gobernador Civil, acuerda que sea alcalde David Garrido. Ante tal decisión aparece la rotunda negativa del representante liberal Antonio Sánchez Serrano. Tras no llegar a ningún acuerdo se restablece nuevamente en su Cargo a David Garrido, que al día siguiente, 25 de junio, revoca todos los edictos dados por el comité revolucionario, además de producirse el cese de los empleados municipales.

El día 22 de julio del año 1873 se proclaman cantones independientes Salamanca, Bailén, Andújar, Tarifa y Algeciras. No son los únicos. Se trata de un movimiento desorganizado, sin unidad ni dirección común, cuyo éxito -efímero, en la mayoría de los casos- es posible por la ausencia de buena parte del Ejército, que ha abandonado sus acuartelamientos en pueblos y ciudades para hacer frente a la ofensiva carlista. Los cantones se atribuyen toda clase de poderes. Pese a las medidas sociales que adoptan, el origen y el contenido fundamental del movimiento cantonalista es político. Algunos cantones tratan de ejercer su autoridad más allá del límite de su localidad, provocando la resistencia de los pueblos vecinos.

Nuevo cambio en el gobierno de la República, Nicolás Salmerón ( 18 de julio- 7 de septiembre 1873). Participó en su primer gobierno como ministro de Gracia y Justicia. El 2 de enero de 1874 las Cortes le obligan a dimitir.

Nuevo jefe de gobierno y nuevo alcalde en el Ayuntamiento de Frailes. En septiembre5 se elige nuevo alcalde a Manuel Garrido Mudarra. Como primer teniente de alcalde quedó José Ribera Castilla y José Garrido Ortega, como segundo teniente de alcalde. Otro de los nombramientos que se llevan a cabo es el de alcalde de barrio, para el partido del campo y nuevas comisiones, a saber: presupuesto, obras públicas, ornato público, pósito, instrucción pública,función de iglesia y caudal de propios.

En el Ayuntamiento frailero también los acontecimientos se dejan sentir. Tras la elección del nuevo ayuntamiento en septiembre, los problemas continúan. La economía era el problema que acuciaba a los regidores. La Diputación había confirmado que si no se pagaban los gastos municipales; el Ayuntamiento con el acuerdo de los vecinos podía ser suprimido, al contrario que venía sucediendo con el problema cantonal. Tras debatirse largamente se acuerdan medidas que hicieran posible pagar el déficit que tenía la villa y que ascendía a 9.500 pesetas.

En el gran afán recaudatorio de la agonizante república se acuerda crear una serie de nuevos impuestos a saber: puertas, ventanas y balcones; en adelante se pagaría según el número de ellos que correspondía a cada casa6.

Y por último se divide la población en cuatro distritos:

1.- San Antonio.  2.- Hondillo ( Corral, Roturas, Cerrillo y Cantillo) 3.- Barrio de la Iglesia y Nacimiento¡ 4.- El Campo.

La Presidencia fue pasando de mano en mano -de Figueras a Pi y Margall en junio y de éste a Salmerón en julio- hasta llegar a Castelar en septiembre. Para tratar de salvar el régimen disolvió las Cortes y actuó con la diligencia de un dictador, movilizando hombres y recursos y encargando el mando de las operaciones a militares profesionales, aunque de dudosa fidelidad a la República. Derrotado en una votación de confianza en el Parlamento, se vio obligado a dimitir a las cinco de la mañana del 3 de enero. Entonces el general Pavía ordenó a las fuerzas que asaltasen el Congreso y lo disolvieran. A las siete y media de la mañana sonaron unos tiros en los pasillos del Congreso y unos guardias civiles entraron en el salón de plenos. Poco después el hemiciclo estaba vacío. La República había muerto con este golpe militar.

1 Archivo Municipal de Frailes.(AMF). Libro de Actas de Cabildo 1873. Acta de 13 de febrero.

2 La bandera en la I República es la roja gualda y roja con el escudo de castillo y león sin la corona real.

3 MURCIA CANO, María Teresa. La Memoria del Agua. Apuntes para la historia del balneario de Frailes. Ayuntamiento de Frailes 2014

4 Era una oficina que se ponía a la entrada de las localidades y era la encargada de cobrar el impuesto sobre las mercancías que entraban y salían de los lugares.

5 AMF. Libro de Actas de Cabildo. Acta de 24 de septiembre de 1873.

6 AMF. Libro de Actas de 1873. Acta de 28 de septiembre

 

Fuente: http://cronistafrailes.es/la-primera-republica-1873-1874-en-frailes?fbclid=IwAR2EjpAUHeAYCXUZt69LefScFrLFzk93_RiGoc9zyPsHDeSb1NbZsZd2JU4

 

Sin Comentarios.

Responder

Mensaje