SAN JAVIER (MURCIA) RECREA EL ‘TENORIO’ EN PLENO CEMENTERIO DE LA LOCALIDAD • EL ESPECTÁCULO ARTÍSTICO Y CULTURAL, SIN PRECEDENTES EN ESPAÑA, SE PODRÁ VER EL SÁBADO 28, A PARTIR DE LAS NUEVE DE LA NOCHE

EN PALABRAS DEL PINTOR, ESCRITOR Y CRONISTA OFICIAL DE FORTUNA, FULGENCIO SAURA MIRA: «NADA MÁS PRÍSTINO Y ORIGINAL QUE LLEVAR LA OBRA DE ZORRILLA AL CEMENTERIO DE SAN JAVIER, ESCENARIO AUTÉNTICO PARA RELEER LA TRAMA FANTASMAGÓRICA DEL TENORIO»

Apariencia del cementerio de San Javier durante la noche del espectáculo. / PEPE H.

Cuando todavía resuenan los últimos aplausos del 48 Festival Internacional de Teatro, Música y Danza de San Javier, regresan las artes escénicas a San Javier y lo hacen con la obra más representada de todos los tiempos: ‘Don Juan Tenorio’, publicada en 1844 por José Zorrilla.

Por cuarto año y coincidiendo con el 200 aniversario del nacimiento de Zorrilla, San Javier invita a sumergirse en la historia y viajar a través del tiempo a la España de Carlos I, para revivir el drama romántico de Don Juan Tenorio y Doña Inés de Ulloa.

El 28 de octubre marcará la espantosa división entre el perdón y la condena. ‘Don Juan Tenorio. Sueño y Realidad en el Cementerio de San Javier’ secuestrará los sentidos y hará vivir una experiencia cultural sin precedentes en España.

El cementerio San Francisco Javier de San Javier y el Matías Maestro de Lima son los dos únicos camposantos en los que en torno al día 1 de noviembre, coincidiendo con la celebración del Día de Todos los Santos, se representa de forma íntegra el texto de Zorrilla.

Mientras la obra de Zorrilla escapa a las limitaciones del teatro burgués, el Tenorio en el Cementerio de San Javier supera las limitaciones de la escena teatral, convirtiéndose casi en un rito religioso o una especie de comunión en la que todos participan.

Casi 300 personas entre actores, músicos, bailarines y resto del equipo artístico y técnico harán vivir una experiencia cultural sin igual en la que además de asistir a la representación del ‘Don Juan Tenorio’, que correrá por segundo año consecutivo a cargo del grupo de teatro San Javier, dirigido por José Antonio Navas, recorrerá un camposanto en penumbra ambientado con miles de velas en el que solo las voces de las corales participantes romperán el silencio de la noche.

El Orfeón Murciano Fernández Caballero, junto a las corales Stella Maris Björk de San Javier, Patnia de San Pedro del Pinatar y Ars Antiqua de Torre Pacheco, además del Conservatorio Profesional de Música de San Javier, serán los responsables de crear la banda sonora de la noche.

A las 21 horas, la muerte, ataviada con su guadaña, acompañada de todo un ejército de ánimas del purgatorio, abrirán las puertas del camposanto y todos los asistentes se sumergirán en la obra más popular del teatro español, justo antes de que el vino, recuerde lo efímera que es la vida y prepare para la reflexión a quienes disfruten la experiencia. Decenas de altares, con obras escultóricas anónimas del siglo pasado, completarán la decoración del cementerio en el que tumbas, lápidas y panteones se llenarán de vida a través de la magia de la noche.

Las entradas para el espectáculo -que costará 10 euros- se pueden comprar en FNAC Murcia, Confiterías La Cierva, en la Concejalía de Cultura del Ayuntamiento de San Javier y en la web www.festivalessanjavier.com.

¿Por qué una obra en el camposanto?

Porque la segunda parte de la obra transcurre en un espacio mortuorio, el panteón que el padre de Don Juan manda construir para albergar los cuerpos inertes de las víctimas de su hijo y así expiar los pecados de aquel. Además va con el trasfondo religioso del texto, la lucha entre el perdón y la condena, el arrepentimiento a las puertas de la muerte, la esperanza de la salvación del alma…

Por otro lado, cuando se escribió el Tenorio se estaba desarrollando en Europa un movimiento cultural, el Romanticismo, en el que los cementerios se convierten en focos de atención artística, lugares de evasión e incluso sitios de inspiración artística. Cabe destacar también que para otras culturas, por ejemplo, la protestante, los cementerios no sólo son lugares de oración a través de la religión, sino también a través de la Cultura, la música, el teatro… Espacios en los que rendir culto a los que no están y recordar a través de un concierto, una representación teatral o, incluso, una visita cultural.

En palabras del pintor, escritor y cronista oficial de Fortuna, Fulgencio Saura Mira: «Nada más prístino y original que llevar la obra de Zorrilla al cementerio de San Javier, escenario auténtico para releer la trama fantasmagórica del Tenorio. A la perfecta recreación del drama se suma la presencia de los sepulcros y los diestros cipreses que acompañan las almas en pena que se escuchan en el silencio de la noche. Más que nunca los actores, que son locales, se dejan llevar por el pasmo romántico de cada secuencia de la trama conocida, impecable siempre. Un nuevo estremecimiento insondable que esta nueva cita, engendrará en el espectador aturdido por los golpes infernales, el empaque de los personajes y el delirante arrepentimiento del Tenorio en el último instante. Nada más estremecedor, sin duda, que vivir entre sepulcros y cruces, entre cipreses sublimes y ruidos lejanos ese periplo de Don Juan».

Fuente: http://www.laverdad.es/ – EFQ

Sin Comentarios.

Responder

Mensaje